3,3 millones de mujeres no buscan empleo por dedicarse a los cuidados, frente a 341.000 hombres

La tasa de actividad femenina es del 53,2% frente al 64,6% de los hombres; una brecha que se debe fundamentalmente al desequilibrio en las tareas de cuidado

No obstante, en los últimos quince años la tendencia de las mujeres a incorporarse a la población activa ha resistido incluso a la gran recesión

“El abandono del mercado laboral por parte de algunas mujeres, coincidiendo con la edad de maternidad, es una práctica que ha tendido a desaparecer desde 2005”, dice un estudio de Funcas

Cuidar es aún un trabajo de mujeres. No hay encuesta o estudio que no lo confirme, la última, la Encuesta de Población Activa (EPA) del segundo trimestre del año: 3.309.000 mujeres están inactivas (no están disponibles para el empleo) por causas relacionadas con las labores domésticas y de cuidados, frente a 341.000 hombres que aducen la misma razón para estar fuera del mercado laboral. Frente a este desequilibrio, los datos también muestran, sin embargo, una tendencia clara: las mujeres no dejan de incorporarse a la población activa y lo hacen, más que antes, en las edades a las que se suele ser madre.

Más allá del paro y del empleo, la Encuesta de Población Activa ofrece datos que permiten conocer quién está activo (es decir, en disposición de trabajar y búsqueda de empleo), quién inactivo y por qué razones. Hoy por hoy hay 22,8 millones de personas activas: 12,2 millones hombres y 10,6 millones mujeres. En tasa, la diferencia es aún más patente: la tasa de actividad femenina es del 53,2% frente al 64,6% de los hombres.

Esa brecha se debe fundamentalmente a los cuidados. Si le damos la vuelta a la tortilla, a las personas que están inactivas y a sus razones para estarlo, las “labores del hogar” marcan la diferencia. Esa es la principal causa de inactividad en las mujeres -3,3 millones aducen este motivo para no buscar empleo- mientras que para los hombres es la cuarta razón (de siete) -afecta 341.000 hombres, el 10% de las mujeres en esta situación-.

Sin embargo, en la última década se han producido cambios significativos. En 2008, el número de mujeres que estaban inactivas por las labores de cuidados era aún mayor: 4,3 millones. Es decir, en los últimos diez años hay un millón menos de mujeres para las que este trabajo las excluye del empleo formal. En el caso de los hombres, ha aumentado: ahora son 77.000 más los que aducen esa razón para estar inactivos. Un estudio reciente muestra precisamente que la incorporación de las mujeres a la población activa, aunque con altibajos y con las brechas mencionadas, no ha dejado de crecer desde los años 80.

Antes de la crisis, la población activa tendía a crecer. La llegada de la gran recesión cambió ese patrón, aunque no para todos: los hombres frenaron su incorporación a la actividad, mientras que las mujeres no la detuvieron. “Los datos sugieren que la destrucción de empleo masculino tuvo como consecuencia que algunas mujeres intensificaran su oferta de trabajo, comportándose como trabajadores añadidos”, dice una investigación de las Inmaculada Cebrián y Gloria Moreno sobre las desigualdades de género en el mercado laboral en el último número de la revista de Funcas.

“El incremento de la población activa femenina sigue siendo patente en los últimos quince años, a pesar de la gran recesión (…). En cambio, la población activa masculina muestra una tendencia decreciente, debido al retraso de la incorporación de los jóvenes a la actividad, al adelanto de la edad de jubilación y a la salida del mercado laboral de mano de obra inmigrante”, dicen las autoras.

Cambio en las generaciones jóvenes

El estudio de los datos por edad muestra, además, un cambio en las pautas de comportamiento de las mujeres. En 2005, las mujeres con las tasas de actividad más alta eran las que pertenecían al grupo de edad de entre 25 y 29 años, con un 83%. Doce años después, son las mujeres de entre 40 y 44 años las que tienen una actividad más alta, con un 86%. Para las investigadoras, eso significa “que el abandono del mercado laboral por parte de algunas mujeres, coincidiendo con la edad de maternidad, es una práctica que ha tendido a desaparecer desde 2005”.

“El modelo tradicional de participación femenina está dando paso a unas pautas cada vez más parecidas a las de los varones, con tasas más altas y un mayor grado de permanencia en la actividad en las edades intermedias”, prosiguen. No obstante, añaden, incluso en las edades en las que las mujeres registran las mayores tasas de actividad la diferencia con los hombres permanece y se sitúa entorno a nueve puntos por debajo.

El cambio en la formación de las mujeres también influye. Los datos del Ministerio de Educación muestran que las mujeres suponen el 55% de personas matriculadas en grados o másteres y que el nivel de estudios de las cohortes más jóvenes ha aumentado respecto a otras generaciones. “La mayor presencia de mujeres en el sistema educativo conlleva una mayor inversión en capital humano que las mujeres tratan de rentabilizar en el desempeño de un trabajo remunerado. Para las mujeres que han invertido tanto en su formación, permanecer en el hogar y renunciar a un salario de mercado deja de ser una alternativa rentable”, señalan.

Otra cosa es en qué condiciones trabajan luego las mujeres ocupadas. La investigación, de hecho, dice que la mayor participación laboral femenina debería acompañada de políticas de igualdad y conciliación que se destinen tanto a hombres como a mujeres.

Anuncios
Publicado en Documentos | Deja un comentario

Los datos sobre el impacto económico de la inmigración de los que no habla Pablo Casado

Numerosos estudios en Europa y EEUU han demostrado las ventajas de la inmigración en distintas épocas históricas y el menor uso que hacen los nacidos en el extranjero del gasto social frente a la población originaria del país

“Los inmigrantes reciben menos del Estado de lo que aportan a la Hacienda pública”, dijo un estudio de 2011 sobre su impacto en España

eldiario.es

Pablo Casado se ha unido a los líderes de la derecha europea que han decidido convertir la inmigración en una de sus banderas políticas. “ No es posible que España pueda absorber millones de africanos que quieren venir a Europa buscando un futuro mejor”, dice el líder del PP, aunque no consta que ningún político haya pedido precisamente eso en los últimos meses.

Matteo Salvini, Viktor Orbán, Marine Le Pen, Geert Wilders y otros dirigentes de la ultraderecha europea han descrito la inmigración, en especial si procede de África, como una amenaza a la prosperidad económica. En Alemania, la derecha de Baviera ha creado una crisis en el Gobierno de Angela Merkel con similares argumentos. Casado  se ha referido de forma específica a la defensa del Estado de bienestar para alentar el miedo a los extranjeros.

Una crítica habitual al aumento de inmigrantes en los países de la UE consiste en afirmar que el Estado de bienestar europeo no puede afrontar la carga que suponen los recién llegados. Se da por hecho que los extranjeros no podrán valerse por sí mismos y tendrán que recurrir a las ayudas sociales existentes.

Los datos no demuestran eso. Más bien lo contrario.

Un estudio de La Caixa de 2011 –cuando el porcentaje de habitantes de España nacidos en el extranjero ya había superado el 10%– reveló que  los inmigrantes aportan a la economía más de lo que reciben.

“Los argumentos de sobreutilización y abuso del sistema de protección social por parte de la población están injustificados. Los inmigrantes reciben menos del Estado de lo que aportan a la Hacienda pública”, sentencian los autores del estudio, elaborado por Francisco Javier Moreno, del Instituto de Políticas Públicas del CSIC, y por María Bruquetas, profesora de Ciencia Política de la Universidad de Amsterdam. Esa conclusión parece haberse mantenido incluso en los peores momentos de la crisis. Los autores no cuantifican ese resultado, pero subrayan que los extranjeros inyectan a las cuentas públicas “dos o tres veces más de lo que cuestan”.

La edad media de los inmigrantes es muy inferior a la de la población local. El gasto que suponen en pensiones –la mayor partida de gasto de los presupuestos del Estado– es obviamente reducido en términos relativos, y seguirá siéndolo durante al menos dos décadas.

Por la misma razón, hacen un uso muy inferior del sistema sanitario frente a los locales. Si ambulatorios y hospitales no dan abasto con la demanda puede ser por dos razones: falta de inversiones públicas y envejecimiento de la población nacida en España. Ninguna de esas dos razones tiene que ver con los extranjeros.

La llegada de extranjeros en gran número supone de entrada un impacto nada desdeñable en el mercado de la vivienda. Tienen que vivir en algún sitio. Eso es un problema en los países donde el discurso político dominante ha decidido que el Estado no debe construir viviendas, una posición muy diferente a la que existió en Europa en las décadas posteriores a la Segunda Guerra Mundial.

En países donde la población no tiene acceso a una vivienda a precios razonables, la causa de ese problema puede ser la pasividad de los gobiernos ante esa carencia, y no el deseo de los inmigrantes, y de los nacidos en España, de comprarse una casa o de alquilarla.

La influencia de la inmigración en el desarrollo

En términos históricos, ese beneficio considerado a largo plazo está aún más demostrado, especialmente en los casos de EEUU y Alemania. Un estudio sobre los  efectos de la inmigración en Estados Unidos entre 1850 y 1920 demostró en 2017 el impacto positivo de las oleadas migratorias producidas en esas décadas: 

“Estos autores encuentran que los condados donde la inmigración tuvo mayor importancia disfrutan hoy, casi un siglo después, de mayor renta per cápita y niveles de urbanización, menor pobreza y desempleo y mejores resultados educativos. El trabajo también resalta que estos efectos positivos en el largo plazo se derivan en parte de la persistencia de considerables efectos positivos en el corto plazo. Así, sus resultados indican que la inmigración influyó de manera favorable en la productividad agrícola, el número y tamaño de los establecimientos industriales y el grado de innovación en esos mismos condados”, escribió  Francisco Beltrán Tapia en el blog Nada es Gratis.

El llamado “milagro económico alemán”  no hubiera sido posible sin la llegada masiva de inmigrantes a instancias precisamente de los gobiernos de la época, que firmaron acuerdos con gobiernos extranjeros para recibir a esos trabajadores. La economía del país necesitaba a esos trabajadores poco cualificados inicialmente, convertidos después en la mano de obra esencial de la industria. En los años 60, el sector del automóvil se benefició de esa fuerza laboral que le permitió reducir los costes en mayor medida que sus competidores.

Evidentemente, las instituciones y medios de comunicación elogiaron a sus clientes (votantes y lectores) por los éxitos conseguidos, mientras que muy pocos recordaron la aportación de esos extranjeros de costumbres diferentes y con los que ahora se usa con frecuencia la palabra “invasión”.

El impacto en educación y demografía

Mirar al futuro, y no sólo a las próximas elecciones, exige plantearse otros cálculos. Si el sistema educativo no margina a los hijos de los extranjeros, aumentan las posibilidades de que se beneficie toda la sociedad. ¿Quiénes eran el 83% de los finalistas (33 de 40) del Intel Science Talent Search en 2016, una competición entre alumnos de instituto en EEUU al que llaman allí el Premio Nobel Junior?  Hijos de inmigrantes.

Esa digamos sobrerrepresentación de los inmigrantes sobre su presencia en la sociedad  también puede encontrarse entre las personas que lanzan nuevas empresas.

El aumento demográfico en los países desarrollados debe mucho a las familias de personas nacidas fuera. Ha ocurrido en España, al igual que en EEUU. El incremento de 3,7 millones de nacimientos en 1970 a los cuatro millones en 2014 se debió en EEUU exclusivamente a las madres que habían nacido fuera del país,  según Pew Research Center. En ese periodo, entre las mujeres nacidas en EEUU la caída de nacimientos fue del 11%.

Antes de la crisis en España, la aportación de las mujeres extranjeras  permitió recuperar los datos sobre nacimientos existentes en 1990. Aun así, la recesión hizo que a partir de 2012 la población descendiera por primera vez desde 1971 en una tendencia que tendría obvias repercusiones negativas en el futuro.  Fue en 2016 cuando se volvió a conseguir aumentar la población y fue posible gracias a la inmigración.

Las consecuencias de la desinformación

En Reino Unido, antes de que la inmigración fuera uno de los elementos clave en la campaña a favor del Brexit, una encuesta revelaba que el 54% de los británicos pensaba que había demasiados extranjeros en el país. Cuando se les comunicaba el porcentaje exacto,  la cifra bajaba al 31%.

Es habitual que al preguntar a los encuestados el porcentaje de extranjeros que creen que viven en el país, las respuestas estén enormemente alejadas de la realidad tanto en sondeos realizados en EEUU como en Europa occidental. La cifra real suele ser siempre muy inferior a la estimada en lo que es una reacción a las declaraciones habituales de muchos políticos y la cobertura que llevan a cabo la mayoría de los medios de comunicación.

La inmigración plantea problemas que no se pueden obviar y que pasan por hacer posible la integración de los que llegan, en su mayoría en avión y no en patera, un dato que no suele aparecer en los titulares más alarmistas. A corto plazo, puede suponer tensiones políticas, sociales y económicas que se hacen más evidentes en aquellas zonas y sectores descuidados por las instituciones.

Esos conflictos se agudizan cuando los dirigentes políticos describen la inmigración en términos negativos o incluso catastróficos. Y eso es lo que está ocurriendo en estos momentos en Europa.

Publicado en Documentos, Opinión | Deja un comentario

Exposición y Charla Nos movemos por África

Imagen | Publicado el por | Deja un comentario

Resumen charla “50 años de la utopía del 68”

Última charla del curso 2017-2018 de la Escuela Social de Barañáin para celebrar el cincuentenario de Mayo del 68. Manolo Burguete, de la Escuela Social, introduce el tema y presenta al ponente, Eugenio del Río, activista en la lucha antifranquista, que ha trabajado en el Centro de Investigación sobre Movimientos Asociativos (CIMA) y en la Federación de Asociaciones de dinamización Sociocultural (FADS).

Comienza el ponente relatando su estancia en París ese Mayo de 1968, así como su regreso en el mes de junio cuando ya habían terminado las huelgas y ocupaciones de fábricas, pero continuando la lucha estudiantil. Estas estancias le permitieron venir con mucho material.

Comenta que con la distancia loe ha sacado más provecho a aquellas estancias, con el conocimiento más profundo mejoró la impresión recibida: un cuadro general de fábricas ocupadas, con pancartas y banderas rojas durante todo el camino desde Irún a París.

Dice que se va a centrar en el mayo del 68 de París, no en toda Francia.

El movimiento estudiantil se produjo sobre todo en el centro de París, aunque el comienzo se produjo en la Universidad de Nanterre, al oeste de Paris que fue abierta en 1963 para descongestionar la Sorbona.

El tres de mayo un grupo de estudiantes de Nanterre se dirigen a la Sorbona y se organiza, sin permiso, una acto en el patio. Maurice Grimaid, Prefecto de Policia de París decide desalojar el patio de la Sorbona y detener a 500 o 600 personas que fueron llevadas en furgonetas. Eso hizo estallar el centro de París.. Ese fue el detonante de unos acontecimiento que de momento sólo eran de estudiantes y en París. En la Escuela de Bella Artes se empezaron a ver carteles hechos con procedimientos artesanales. Se crea también un órgano de prensa ACTION, de los Comités de Acción (que no han sido promovidos ni por partidos ni por sindicatos).

Sigue Eugenio fijándose en el calendario diferenciado de lucha estudiantil y de lucha del movimiento obrero.

El movimiento estudiantil comienza en noviembre de 1967 y tiene su fecha álgida en mayo del 68. Tras lo ocurrido el día 3 de mayo, el 6 es el día de las manifestaciones más multitudinarias y el 10 es la noche de la barricadas, que poblaron el Barrio Latino. Esa noche la policía, con permiso del Ministerio del Interior, se dedicó a quitar barricadas. A partir de ahí se produce una mayor amplitud de movilización estudiantil. El 13 de mayo es la mayor manifestación, a la que se suman los obreros por primera vez y da comienzo a las movilizaciones y ocupaciones de la fábricas.

A lo largo de junio va bajando la movilización estudiantil sin una fecha clave de final. Sin embargo, el movimiento obrero tras reunirse con Pompidou los días 26 y 27 de mayo llegaron a los Acuerdos de Grenelle, que constituyeron un gran avance en derechos, tanto de sueldo (subida del 10%) como de jornada o vacaciones y mejora para la actuación de los sindicatos. El 30 de mayo, De Gaulle disolvió el Parlamento y convocó elecciones.

Las protestas de aquellos días se produjeron en una situación de importante internacionalización de las mismas. En esos momentos se producía la lucha por los derechos civiles en Estados Unidos o se generalizaban las protestas contra la guerra de Vietnam.

A partir de este momento, Eugenio se centra en distintos aspectos destacados de aquellas luchas y movilizaciones de mayo de 1968. Se produjo una dinámica de intervención represiva y respuesta, que hizo que el movimiento fuera básicamente antirrepresivo. No estaba lejos el final de la Guerra de Argelia y en aquella época el uso de la violencia estaba más normalizado por lo que la reacción defensiva que se produjo fue también violenta.

Otro componente es el anticapitalismo contra De Gaulle al que se le consideraba otro caudillo como Franco, e incluso en algunos carteles aparecía como Hitler.

Había también rechazo al diálogo con la Policía, resistencia. Rechazo a la burocracia del estado y antiautoritarismo. La influencia de la Revolución Cultural China lleva a componentes de revolución cultural también aquí. Se pide la democratización de la Universidad, y se rechaza la Universidad de clase.

Se protesta mucho también contra la prensa y los telediarios de la Televisión Francesa.

En cuanto a la lucha de la mujer, no hubo dirigentes mujeres y su participación fue en papeles secundarios, aunque sí participando en la lucha. En aquel momoento no se empezó el feminismo, aunque en los 70 probablemente lo que empezó fue gracias a reivindicaciones del 68.

El aspecto ideológico es muy difícil de explicar, hay muchas diferencia en los distintos lugares de Francia. No esté definido ese aspecto ideológico. Lo que quedó después fueron los grupos organizados y el papel de los sindicatos. No hay un cuerpo de ideas unificado, se quedó más en el plano cultural que político. Fue más una experiencia vital que cambió a las personas.

Publicado en Actividades, Noticias | Deja un comentario

Actividad de mayo, conjunta con la Biblioteca de Barañáin

Imagen | Publicado el por | Deja un comentario

Charla Mayo 2018

Imagen | Publicado el por | Deja un comentario

Resumen charla “Crisis de los refugiados. Crisis de Europa”

Da comienzo la sesión con la presentación del tema y de las ponentes por parte de Ramón Arozarena de la Escuela Social. Las ponentes son Idoia Oneca, Coordinadora de CEAR (Comisión Española de Auda al Refugiado) en Navarra y Sofía Zamalloa, Letrada de la misma organización.

Idoia Oneca empieza explicando qué es CEAR, una organización que se define como defensora del derecho de asilo, como refugio (proporcionan ayuda, asesoramiento, acogida…) y que actúa y denuncia. Son observatorio y hacen informes anuales de la situación de los refugiados. A partir de ello se denuncia el incumplimiento de los Derechos Humanos.

Continúa definiendo qué son los refugiados. De acuerdo con la Convención de Ginebra sobre el Estatuto de los Refugiados, un refugiado es una persona que “debido a fundados temores de ser perseguida por motivos de raza, religión, nacionalidad, pertenencia a un determinado grupo social u opiniones políticas, se encuentre fuera del país de su nacionalidad y no pueda o, a causa de dichos temores, no quiera acogerse a la protección de su país; o que careciendo de nacionalidad y hallándose, a consecuencia de tales acontecimientos fuera del país donde antes tuviera su residencia habitual, no pueda o, a causa de dichos temores no quiera regresar a él”..

Están aumentando los desplazamiento y ya no se tata de una crisis de los refugiados sino de un cambio de paradigma. Hay muchos conflictos en el mundo, estamos casi en 70 millones de desplazados. El mayor número de desplazados fuera de su país proviene de Siria y Afganistán, mientras que en cuanto a número de desplazados dentro de los propios países, estos son de Colombia, Siria e Irak.

Los países que acogen al 86% de desplazados son países empobrecidos y sólo el 14% llegan a países desarrollados.

El siguiente punto que se abordó, en este caso, Sofía Zamalloa, fue el de ¿Qué pasa en Europa? Hasta el 2014 no estaba el tema encima de la mesa y había diferencias entre los distintos países. Alemania tenía una política de fronteras abiertas mientras en el otro extremo Hungría estaba totalmente cerrada. En 2015 se adopta la medida de acoger 40.000 personas. Tras la foto de Aylan, el niño refugiado que apareció muerto en una playa de Turquía, y su gran repercusión mediática y en la opinión pública, se amplió a 180.000 el número de personas previstas para su acogimiento en Europa. Sin embargo, algún país (Hungría, por ejemplo) ya anunció que no cumpliría su cuota.

En este momento se hace referencia al vídeo El himno de la vergÜEnza, que no pudimos ver pero que aparece a continuación:

Se recibe un trato distinto en función de dónde has nacido. A los qeu han nacido fuera de Europa se les quitan derechos.

En marzo de 2016 se produce el acuerdo con Turquía, que se hace por comunicado de prensa y no publicándolo en el Boletñin de la UE. Entra en vigor el 20 de marzo. Su objetivo es desincentivar el movimiento de personas y las mafias. Las devoluciones se hacen desde Grecia hasta Turquía. Cuando en Grecia no se admiten, se devi¡uelven a Turquía. En teoría, según el acuerdo, por cada sirio devuelto a Turquía, un sirio admitido en Turquía puede ser admitido en Europa. Además se le da a Turquía 3 millones de euros y se le promete la aceleración de la negociación de entrada a la UE.

Este acuerdo en la realidad supone aplicar expulsiones colectivas, que están prohibidas, se viola el principio básico de la Convención de Ginebra, el derecho a la no devolución. Y todo eso hacia un país que no es seguro, que no garantiza el derecho a la no discriminación.

Este acuerdo sienta un precedente por el que los propios estados vulneran su propia normativa. Tampoco hay un modo de evaluar el cumplimiento del acuerdo. Nos lleva a la idea de una Europa fortaleza y no una Europa de derechos humanos.

Luego vino el acuerdo Italia Libia que viene a hacer lo mismo que el Grecia Turquía. Eso lleva a que España haga algo parecido con Marruecos en la frontera sur. En los tres casos se trata de externalizar las fronteras.

Las consecuencias de todos estos acuerdos y estas políticas son:

Cambio de rutas. De Turquía se pasa a Libia y después a Marruecos. Se va haciendo todo cada vez más peligroso. Aumenta el número de muertos (1500 más desde el acuerdo).

Personas atrapadas en países no seguros (Turquía, Libia)

Fracaso del programa de reubicación y de reasentamiento. No se ha cumplido el cupo de asilo (En toda Europa se ha alcanzado el 25%, en España el 11)

Disminución de solicitantes de asilo De estas solicitudes el porcentaje de denegaciones es muy alto (según países se deniegan el 50% o hasta el 65%)

Siguieron las ponentes abordando en tema centrándose en España. En la frontera sur están llegando más refugiados y dependiendo del lugar al que llegan tienen más o menos opciones de ayuda. Por ejemplo si llegan a Málaga tienen oportunidades de ayuda y asesoramiento, no así en Almería. Generalmente los meten en CIES sin darles la posibilidad de explicarse y solicitar asilo.

A España llegan solicitantes de asilo de muy diversas nacionalidades. Venezuela es el origen del mayor número, le sigue Siria aunque disminuyendo tras el acuerdo con Turquía. Luego viene Colombia, Ucrania (que es un conflicto olvidado). Las personas que vienen de Venezuela o de Colombia tienen la oportunidad de venir de forma segura y legal, en avión. Los de países de África no tienen vías seguras ni legales.

Por último, se refirieron de manera muy breve al tema del proceso de acogida. Se trata de un proceso exactamente igual para todos, sin tener en cuenta las diferencias culturales, idiomáticas, etc. Además el problema de vivienda o empleo que tiene nuestro país no ayuda a ese proceso.

A continuación de abrió un turno de intervenciones y preguntas para desarrollar alguno de los aspectos de interés para las personas que asistieron al acto.

 

 

 

Publicado en Actividades | Deja un comentario

Charla abril 2018

Imagen | Publicado el por | Deja un comentario

Resumen charla La Economía del Bien Común

Tras introducir el tema en el contexto del curso de este año de la Escuela Social, Carlos Cutrín presenta al ponente, que es Javier Goikoetxea Seminario, coordinador de EBC-Euskadi (Economía del Bien Común de Euskadi), ponente y consultor de EBC en España, socio fundador de BIKOnsulting.

El ponente anuncia que comenzará la charla con un ejercicio, continuará exponiendo su trayectoria personal como explicación de por qué está donde está y por último, se centrará en los aspectos propios de la EBC.

El ejercicio consistió en responder a la pregunta ¿Para qué me levanto de la cama todos los días? Tras la cual, hizo la segunda, que era ¿y para qué?, seguida de ¿y para qué?, a continuación la siguiente también era ¿para qué? Cuándo la respuesta se repite habremos llegado a la respuesta final. Más tarde volvería con este tema.

Sobre su trayectoria personal, decir que nación en Lekunberri en 1960. Su familia emigró a Eibar, ciudad industrial en gran expansión por aquel momento. Influido por ese ambiente estudia en al Escuela de Armería de Eibar donde hizo maestría, luego peritaje… Y como era lógico trabajar en la industria donde llegó a desempeñar puestos de importancia como Director de Producción o Director de Ventas. Alcanzó una buiena situación, ganó mucho dinero, pero con 50 años no se sentía bien, incluso físicamente y lo dejó. Se quedó sin trabajo pero se fue un mes a la India, su deseo de toda la vida. Al volver, sin trabajo y con 50 años, a pesar de la incertidumbre se sintió bien con los valores que había visto. A continuación se dieron una serie de casualidades que le permitieron unirse con otro amigos que tenían experiencias similares en empresas y crear una asociación para intentar cambiar al cosas. También coincidió con la publicación del libro “La Economía del Bien Común” de Christian Felber. Y a la EBC se unieron otras propuestas alternativas (Economía circular, Economía verde, Economía colaborativa…). Así surgió BIKOnsulting, asesoría para ayudar a las organizaciones a cambiar. Dos ideas importantes: se puede y no se va a descubrir nada nuevo, solo se organiza de otra manera y con otras prioridades.

Y ya sobre el Bien Común, no es nada nuevo, ya Píndaro, poeta Lírico (538 a.c-478 a.c.), escribió …”constituyéndose la ley ante todo por orden al Bien Común, cualquier otro precepto sobre un objeto particular no tiene razón de ley sino en cuanto se ordena al Bien Común. Por tanto, toda ley se ordena al Bien Común”. Aristóteles, Filosofo y Científico (384a.c.-322a.c) dijo “La verdadera felicidad es hacer el bien a todos” “Una economía que solo aspira al beneficio financiero es antinatural”. Tomás de Aquino, Teólogo y Filosofo (1224-1274), “La ley no es más que una prescripción de la razón, en orden al Bien Común, promulgada por aquel que tiene el cuidado de la comunidad”.

En las constituciones de todo el mundo se habla del Bien Común, aunque luego no se cumpla.

Constitución del Estado libre de Baviera (1.946) Artículo 151. Toda institución económica sirve al Bien Común.

Ley Fundamental para la República Federal de Alemania (1.949) Artículo 14.2. … la propiedad obliga (Eigentum verpffichtet). Su uso deberá servir, al mismo tiempo, el bien común… Art. 56 y 86.

Constitución de Chile (1.980) Capítulo I. Artículo 1. El Estado está al servicio de la persona y su finalidad es promover el Bien Común. (de 80 capítulos nombra el Bien Común en 23)

El Preámbulo de la Constitución Española empieza con el siguiente párrafo: “La Nación Española deseando establecer la justicia, la libertad y la seguridad, y promover el bien de cuantos la integran, en uso de su soberanía proclama…”

El Artículo 29 Párrafo 2 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos dice:

En el ejercicio de sus derechos y en el disfrute de sus libertades, toda persona estará solamente sujeta a las limitaciones establecidas por la ley con el único fin de asegurar el reconocimiento y el respeto de los derechos y libertades de los demás, y de satisfacer las justas exigencias de la moral, del orden público y del bienestar general en una sociedad democrática. (Bien Común)

La ONU en sus objetivos del milenio promueve medidas de Bien Común, e incluso el FMI ya en 1946 `promovía el crecimiento económico sostenible o la reducción de la pobreza en el mundo entero.

A pesar de todo ello, no se cumple y con la idea de cambiar surgió la EBC. Christian Felber, profesor de Economía junto a unos cuantos empresarios empezó a trabajar en ello en 2010. Se trata de un modelo económico abierto. Al margen de los valores que representa no manda cosas fijas. Se va creando entre todos los voluntarios del mundo. Todo se hace por consenso pero teniendo en cuenta las resistencias no los apoyos. La opción que menos resistencia provoca es la que se acepta. Busca una economía real y sostenible. El beneficio económico es el medio no el objetivo. El objetivo es el Bien Común.

En este momento volvemos al ejercicio del principio para reflexionar sobre cuantas preguntas hemos necesitado para llegar a la respuesta final del tipo ser feliz, disfrutar de la vida, vivir bien…

En la EBC se parte de dos premisas Colaboración y no competencia, y Bien común frente al lucro individual.

Las leyes deben promover y defender la dignidad humana, la solidaridad, la sostenibilidad ecológica, la justicia social, la trasparencia y la participación democrática. Y todo ello con las personas como punto central.

Todo esto se hace en cuatro puntos de trabajo: las empresas-organizaciones, la formación, la comunicación y la divulgación.

Nos fijamos en un instrumento que se utiliza para diagnosticar empresas u organizaciones con el fin de avanzar y mejorar en la dirección del Bien Común. Se trata de la Matriz del Bien común donde se puede observar qué tipo de ítems se valoran para conocer el balance del Bien Común frente al habitual balance ganancias pérdidas (únicamente económicas).Aplicar esta matriz nos da un número que representa ese balance. El máximo posible es 1000. Se trata de identificar en qué punto se encuentra cada empresa. La situación ideal sería que las empresas con mejor balance social tuvieran más beneficios. Actualmente las que tienen mejor balance obtienen productos más caros y por tanto de menor difusión. Se trataría de darle la vuelta a eso.

Publicado en Actividades | Deja un comentario

Charla marzo 2018

Imagen | Publicado el por | Deja un comentario